Nolotil (Metamizol): ¡mucho cuidado!

nolotil: efectos secundarios

nolotil-metamizol

Sanidad acaba de lanzar una alerta farmacológica prohibiendo recetar Nolotil (o su genérico Metamizol) a extranjeros que se encuentren de paso en nuestro país, dado el elevado número de fallecimientos entre pacientes británicos tras el consumo de este fármaco.

Ahora bien, si no eres extranjero no creas que esta alerta sanitaria no te afecta, pues de hecho distrae la atención sobre lo realmente preocupante: el Metamizol es un fármaco capaz de producir efectos adversos muy graves (especialmente en personas mayores) y, paradójicamente, su consumo en España no deja de crecer.

Fue en 2009 cuando médicos y farmacéuticos del hospital Costa del Sol, en Marbella, se dieron cuenta de algo llamativo: la elevada mortalidad de pacientes británicos a consecuencia de agranulocitosis provocada por el consumo de Nolotil.
La agranulocitosis (o neutropenia) es una reacción grave asociada al consumo de Metamizol que causa la disminución de glóbulos blancos, pudiendo llegar a producir la muerte del paciente al quedar sin defensas.
10 años y quién sabe cuántos fallecimientos después de aquella primera advertencia, lo que empezó como una recomendación se ha convertido en una alerta en toda regla.

El gran problema es que en España es un medicamento de uso corriente. ¿Cómo puede ser que un medicamento peligroso, tanto que no se dispensa en otros países o está sometido a rígidos controles, sea aquí el medicamento más vendido?

Es evidente que hay que atajar el dolor, pero los analgésicos, tanto los de venta libre como bajo prescripción, tienen una doble cara.  Y es que poseen dos inconvenientes terribles: 

-el primero es que, aunque sin duda alivian el dolor, no pueden usarse durante semanas consecutivas sin correr el riesgo de sufrir sus graves efectos secundarios.
Y el Nolotil no es el único que los tiene.  La aspirina hace desaparecer rápidamente el dolor, pero a la larga provoca sangrados estomacales; el ibuprofeno causa problemas cardíacos; el paracetamol resulta muy tóxico para el hígado y posee un efecto nocivo sobre los cartílagos. Y todos ellos causan también trastornos intestinales.

-el otro problema es que su efecto analgésico termina siendo menor con el paso del tiempo, con lo cual incluso dejan de servir para aquello para lo que se destinan: calmar el dolor.

Alternativas para tratar el dolor (analgésicos naturales):

Saber cómo tratar el dolor crónico debería ser una prioridad en el sistema médico. Para hacernos una idea, se estima que entre el 40 y el 80% de las consultas médicas están relacionadas con el dolor.

Y, sin embargo, los remedios naturales a base de plantas analgésicas y antiinflamatorias, así como los complementos nutricionales, son menospreciados sistemáticamente, aun cuando ofrecen un abanico casi infinito de posibilidades de notable eficacia.
todos tenemos derecho a combatir el dolor, pero no a costa de envenenarnos por culpa de los fármacos.

La Cúrcuma, por ejemplo, es un analgésico y antiinflamatorio muy potente,  y especialmente frente al dolor articular.   Pero no estoy hablando de cúrcuma tal como se usa en la cocina (pues como especia contiene muy poca curcumina y ésta tampoco se absorbe muy bien en el tubo digestivo, por lo que no tendría efecto analgésico), sino de tomar 2 g de cúrcuma fosfolipídica (una mezcla de lecitina y curcumina).

También el Harpagofito es muy útil como analgésico, especialmente en dolores de cabeza y menstruales.

De la corteza de sauce blanco se extrae la aspirina, por lo cual se pueden hacer infusiones de ésta en vez de tomar aspirinas.
Y en el caso de migrañas, lo más recomendable es tomar altas dosis de Magnesio (preferiblemente citrato de Magnesio*)

Pero existen otras potentes “armas” naturales, como son  el propóleo, el  jengibre, el aceite esencial de lavanda, el aceite de onagra, la melatonina, la valeriana, la pasiflora,…

 

Gloria García Valverde

Nutricionista holística y Naturópata

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.